PEN International © 2017
Terms & Conditions | Privacy Statement

PEN condena acusación en contra de Kalúa Salazar por el delito de calumnia

Wednesday 14 October 2020 - 5:57pm

Kalua Salazar Periodista De Nicaragua

PEN Internacional y PEN Nicaragua están profundamente consternados porque la periodista Kalúa Salazar ha sido declarada culpable por el delito de calumnia el 23 de septiembre de 2020, a consecuencia de una nota periodística en la que se denunciaron casos de corrupción en entidades gubernamentales.

“Condenamos enérgicamente el acoso legal, persecución y ataques a medios y periodistas en Nicaragua. Las autoridades criminalizan sistemáticamente a las voces críticas a través de demandas y leyes que obstaculizan la libre expresión. El continuo acoso marca el claro retroceso en la democracia de este país”, declaró Romana Cacchioli, Directora Ejecutiva de PEN Internacional.

El pasado 23 de septiembre de 2020, Salazar, periodista y jefa de prensa de la radio La Costeñísima, fue declarada culpable después de un juicio a puertas cerradas que duró cinco horas, por delito de calumnia con una pena de 120 días multa equivalente a 219 USD, aproximadamente.

La acusación contra Salazar fue interpuesta el pasado 11 de agosto de 2020 después de que tres extrabajadoras de la Alcadía de El Rama, en Bluefields, Nicaragua, dijeran sentirse moralmente afectadas por un reportaje. La periodista afirma que fue chantajeada para revelar sus fuentes con tal de librarse del proceso, y que de lo contrario ellos irían “hasta la última consecuencia”.

La Costeñísima ha sufrido ataques constantes como parte del hostigamiento e intimidación en contra del periodismo independiente en Nicaragua; desde amenazas en redes sociales, presencia policial frente a la radio, o cortes de energía durante las horas del noticiario. La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) ha emitido medidas cautelares en favor de los trabajadores del medio.

Los procesos judiciales contra periodistas se han incrementado en los últimos meses en Nicaragua, según PEN ha documentado. En agosto de 2020, los reporteros David Quintana de Boletín Ecológico, William Aragón y Elsa Espinoza de la coalición de periodistas independientes PCIN (Periodistas y Comunicadores Independientes de Nicaragua), también fueron víctimas de estos procesos judiciales relacionados con su trabajo de información.

El acoso directo y los recientes juicios en contra de periodistas, aunados a los proyectos de ley que criminalizan el ejercicio del periodismo y de la literatura crítica, debilitan el ejercicio de la libre expresión y han llevado a que los periodistas y escritores dejen de firmar las notas con su nombre por medio a represalias.

Asimismo, el gobierno ha bloqueado y rodeado de policías las oficinas de medios como Confidencial, 100% Noticias Niú y Esta Semana desde diciembre de 2018. El 11 de septiembre de 2020, la justicia nicaragüense anunció la incautación de todos los bienes del canal de televisión independiente Nicavisión Canal 12, particularmente crítica con el gobierno y una de las pocas cadenas independientes que aún seguían funcionado en el país, así como con la congelación de todos los activos y la cuenta bancaria del grupo.

PEN Internacional renueva los llamados al gobierno de Daniel Ortega, presidente de Nicaragua, a:

  • Detener las agresiones, amenazas y acoso legal a periodistas críticos e independientes, en particular a Kalúa Salazar.
  • Respetar los acuerdos firmados por el Estado de Nicaragua en la Declaración Universal de Derechos Humanos, Convención Americana sobre Derechos Humanos, así como en el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos.
  • Garantizar la seguridad, el libre acceso a la información y a la libertad de expresión, así como el acceso a la salud y el pleno ejercicio de los derechos humanos.
  • Detener el avance de leyes que castigan a periodistas y escritores con penas de cárcel, permitiendo la censura y la limitación del ejercicio de derechos humanos como la libertad de expresión.